Errores del albañil que abren un mundo de posibilidades

Acabamos de volver del piso nuevo: teníamos que darles unas indicaciones al albañil y al electricista. Para nuestra sorpresa, nos han puesto el tendedero en el salón cuando habíamos pedido que nos lo pusieran en el dormitorio grande, ya que teníamos la idea de montarnos el “despacho” detrás del sofá, delante de la ventana del salón. El albañil nos ha dado alguna excusa para justificar su error y, aunque queríamos -antes de que llegara- que nos lo cambiara, después hemos visto que, en realidad, no estaba tan mal su error. Otra vez, las cosas del destino.

A ver, queríamos poner la mesa del despacho en el salón porque si nos quedamos embarazados, la habitación pequeña sería para el bebé y allí no queríamos poner el despacho. Al final, de momento, lo pondremos ahí, porque el error del albañil ha hecho que volvamos a darle la razón a mis padres (una vez más): el bebé no sabremos cuándo llegará y después, cuando lo tengamos, no dormirá en su habitación hasta que sea grandecito (al menos ésa es nuestra intención), así que es posible que en realidad ni llegue a estrenar “su” habitación, ya que queremos tener más y para ello tendremos que volver a mudarnos a una vivienda con más habitaciones. Por eso, puede que lo mejor sea poner el despacho en la habitación pequeña y si llega el bebé, poner allí también su armario (hay sitio de sobra). Esto nos deja un espacio muy amplio en el salón para poder poner un parque, una zona de juegos o lo que queramos.

Lo sé, aún no estamos embarazados y ya estoy pensando en el piso en función de un posible bebé, pero no puedo evitarlo, ya que ha sido una de las razones de la mudanza. 😉

Así que, a día de hoy, el piso aún está por terminar: el electricista tiene que poner enchufes por todo el salón (¡sólo había puesto uno para la tele!), uno en la cocina junto con una toma de antena y una bombilla en el baño. El albañil tiene que revisar las persianas, poner los hilos del tendedero, cambiar el pomo de la puerta del baño, y poner la mampara y el mueble del baño (estas dos últimas cosas no dependen de él solamente, sino también de tenerlas). Si lo tienen todo hoy, puede estar acabado -creo yo- este fin de semana, y espero que así sea, aunque no voy a hacerme muchas ilusiones, jejeje.

Y después… limpieza a fondo, porque yo no sé por qué es así, pero lo llenan todo de mierda y son incapaces de limpiarlo un poco. Mi madre está asustadísima, pobre mujer, jajaja.

Anuncios

2 thoughts on “Errores del albañil que abren un mundo de posibilidades

  1. Muy buena idea lo del despacho,la verdad es que Monito va a cumplir 15 meses y no utiliza apenas su habitación. Sólo vamos para usar el cambiador. Te aprovechará mucho más tener un espacio amplio en el salón para su mantita de juegos, su parque o su columpio.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s